sábado, 21 de marzo de 2015

Carrie

Título original: Carrie
Autor: Stephen King
Edición: Debols!llo
Páginas: 256

Carrie White es una adolescente de 16 años acostumbrada a ser el centro de las burlas en el colegio y, también, a la opresión y el extremismo religioso –a un nivel enfermizo- de su madre en su casa. Hay un gran detonante que da comienzo a este libro: Carrie tiene un atraso anormal en su primer período, tema del que su madre nunca le había hablado, por lo que cuando tiene su primera menstruación en las duchas del colegio, la chica se siente completamente aterrada. Esta situación es aprovechada por sus compañeras para transformar a Carrie en el foco de sus abusos, nuevamente. El giro que da Stephen King a esta historia de bullying escolar es la telequinesis de la protagonista, que va descubriendo y aprendiendo a controlar a medida que pasa el tiempo.

---


Puedo hacer esta síntesis sin miedo a ser criticada por los spoilers porque, la forma de narración de esta novela no considera que contar los hechos desde el principio arruine la historia. ¿Cómo sucede eso? La típica narración en tercera persona se intercala con una de tipo informe, que incluye recursos como noticias, declaraciones y extractos de libros o revistas. King maneja la información que nos da a la perfección, dando detalles pero a la vez ocultando otros para provocar ese suspenso que nos da ganas de terminar el libro a toda velocidad. Otra cosa que me gustó fue la forma que tiene de transmitirnos los pensamientos de la protagonista, con una puntuación que se sale del lugar y nos hace realmente meternos en su cabeza.

"(se burlaron de mí todos se burlaron de mí)"

Creo que esta novela es una buena forma para ingresar en el mundo Stephen King, que es tan amplio y del que me queda tanto por recorrer. Sin embargo, tengo que decir que es una historia cruda y queda en cada uno decidir si leerla o no. Además, hay algo que no me gustó: la violencia sexual que se muestra me parece un poco fuerte, pero probablemente sea cosa mía. Dentro de todo, me gustó mucho el libro: no podía dejar de leerlo y me pareció muy original, tanto la historia como la manera de contarla.